Uso del Término Pacientes SEROPOSITIVOS

Conceptos estudiados:Paciente Seropositivo Asintomático, Seropositivo Sintomático, Portador, Infectado Asintomático, Infectado en Evolución, Período de Evolución, Tiempo de Permanencia de las IgGs en suero.

 

EL PROBLEMA

 

Como ustedes saben, el término seropositivo se acostumbra usar en VIH/SIDA para referirse a todo paciente que, resultando positivo en la prueba que identifica anticuerpos contra el virus VIH en el suero sanguíneo, se mantiene aparentemente sin presentar ningún signo clínico de la enfermedad. Cuando este término se utiliza, es frecuente que muchas personas lo asocien, además, a la posibilidad de que quien resulta seropositivo pueda no llegar a desarrollar la enfermedad.

 

REVISIÓN:

 

Empecemos por decir que la palabra seropositivo está formada por la unión de las palabras SUERO y POSITIVO. El término sero (del latín serum)1 se refiere al “líquido amarillento que deja trasudar poco a poco un coágulo y que no contiene células ni fibrinógeno, difiriendo por ello mismo del plasma; contiene además, plasmasa y fibrino globulina.”2

 

Es por ello que la propia etimología de la palabra nos obliga a escribirla como “SEROPOSITIVO” y no como “CEROPOSITIVO”, tal y como cierto personal de la salud tiende a escribirlo.3

 

El término POSITIVO está a su vez relacionado con la presencia de anticuerpos séricos producidos como respuesta del organismo ante un agente agresor, habitualmente uno del tipo infeccioso.

 

Estos anticuerpos séricos en la Infección VIH corresponden SIEMPRE a INMUNOGLOBULINAS DEL TIPO G, puesto que el reactivo empleado para tal fin está diseñado para reconocer exclusivamente a este tipo de inmunoglobulinas y a ningún otra.

 

Las inmunoglobulinas son anticuerpos, es decir moléculas desarrolladas por el sistema inmune cuando éste detecta la presencia de un agente infeccioso (incluido aquel que forma parte de vacunas, o el transferido de forma pasiva madre-hijo vía placenta) correspondiendo en todos los casos a proteínas producidas y secretadas por los linfocitos “B” en respuesta a la presencia de antígenos específicos.

 

> Como sabemos las inmunoglobulinas o anticuerpos pueden ser detectadas en todo tipo de padecimientos infectocontagiosos, por ello cuando alguien ya hizo una respuesta inmune a un antígeno se señala que es seropositivo ( puede ser a la IgG o a la IgM u a otra inmunoglobulina generada en relación a la exposición) y por lo tanto decir seropositivo es decir solo presencia de anticuerpos de determinado tipo en el suero, y ello NO BASTA, se le debe añadir el tipo de padecimiento al cual nos estamos en ese momento refiriendo, en el caso actual hablaríamos de los pacientes seropositivos a la Infección por el Virus de la Inmunodeficiencia Humana o VIH.

> Cuando las personas emplean el término seropositivo están refiriéndose por lo tanto a una persona que estuvo ya en contacto con el virus VIH y la cual ha generado (en un lapso que puede ir de 4 a 8 semanas después de la infección inicial) inmunoglobulinas de tipo G (IgGs).

 

> Para poder identificar a pacientes infectados por el VIH antes de este tiempo, tendríamos que disponer de sistemas de prueba (Kits) capaces de identificar inmunoglobulinas del tipo M y no a las del tipo G;  en la actualidad (2018) esto ya es posible y en VIH es factible identificar en las primeras dos semanas de la infección al antígeno P24 como respuesta posible a la entrada del VIh.

 

> Las IgGs persisten en el organismo por muchos años, se menciona que es de por vida, (sin embargo en padecimientos como el sarampión o la erradicada viruela, las IgGs se encontraron a niveles mínimos o negativos después de 20 años de transcurrido el padecimiento)4

 

> En VIH por lo tanto, la presencia de la IgG resulta igualmente prolongada acompañando al paciente durante toda su sobrevivencia . Como consecuencia de lo señalado, emplear el término SEROPOSITIVO NO IMPLICA QUE LA PERSONA ESTÉ EN ALGUN MOMENTO PRECISO DE LA EVOLUCIÓN puesto que puede estar al inicio (una vez transcurridas las primeras 4 a 8 semanas), a la mitad o en la parte final de la misma.

 

> Si le agregamos a este término el adjetivo ASINTOMÁTICO, ubicaremos el caso por abajo del umbral clínico (conforme al esquema de la historia natural de la enfermedad de Leavell y Clark),4 es decir, ANTES de que los síntomas y signos clínicos se presenten, sin embargo, una vez que estos últimos ocurran el paciente continuará siendo seropositivo pero ahora SINTOMÁTICO .

 

Por lo tanto, el término seropositivo no está relacionado con la cuestionable seguridad que muchas personas interpretan, al considerar que el término se aplica a un paciente estable o no evolutivo, puesto que ello no refleja la realidad, ya que hasta el momento no existen estudios que avalen el hecho de que el organismo pueda albergar al VIH sin cursar con un daño tisular y celular.

 

> Lo que si resulta hasta ahora comprobado es que, dependiendo del tamaño del inóculo y de la carga viral, la evolución del paciente VIH asintomático a uno con VIH/SIDA o VIH SINTOMÁTICO, se dará en un lapso variable (en promedio de unos 8 años), pero que puede alargarse o acortarse de acuerdo al inóculo, de tal manera que, hasta ahora lo observado, apoya el asegurar que toda persona con VIRUS VIH tiene la casi segura probabilidad de que ante la ausencia de tratamiento, evolucionará tarde o temprano a SIDA. Por lo tanto, no estamos hablando de PORTADORES, sino de INFECTADOS EN EVOLUCIÓN.

 

> Aquí entra otro concepto arraigado entre el público en general y aún entre el área médica, el hablar de portadores VIH, término que consideramos resulta no solo incorrecto a la luz de lo conocido, sino además peligroso.

 

> Este término resulta incorrecto debido a que el paciente no se comporta como un portador, es decir, como una persona que puede tener una salmonella en el tracto biliar sin sufrir mayor alteración; o bien como un paciente ya tratado que mantiene un VDRL positivo a sífilis pero que no está en riesgo de evolucionar; y resulta peligroso, porque el enfermo y el propio médico pueden considerar que la situación no amerita más control ni tratamiento, cayendo en una falsa y riesgosa seguridad.

 

> En VIH el virus desde el instante mismo en que ingresa al organismo va a alterar toda una serie de elementos relacionados con la inmnunidad celular y humoral para, finalmente -una vez que el virus ha lesionado de manera significativa la población CD4 disminuyéndola a menos de 200 células por ml3- surgir las manifestaciones clínicas por oportunistas y con ello iniciarse la etapa SIDA.

 

Ningún paciente, por lo tanto, que curse con la infección VIH puede, hasta este momento, decir que alberga al virus en forma gratuita o impune, dado que el mismo está día con día ocasionando un daño tisular y celular que más tarde o temprano alcanzará el grado clínico temido: el SIDA. Y ello tomando en cuenta los casos que e n algun momento en los ultimos 5 años se han reportado como posibles curaciones... y años después se reporta que el paciente  inicio la detección del virus en su organismo.

 

> Por lo tanto, en VIH no debemos hablar de portadores sino de INFECTADOS EN EVOLUCIÓN, sólo así podemos evitar que el paciente – y lo más grave, el médico – se conserven apáticos o indiferentes ante una infección altamente riesgosa y complicada.

 

> Por tal motivo, el paciente VIH desde el momento mismo en que es diagnosticado

debe estar sometido a un control cercano y continuo para determinar en que momento debe iniciar tratamiento evitando esperas inadecuadas y riesgosas .

 

EN RESUMEN :

 

Si usted decide emplear el término seropositivo deberá precisar si se trata de un SEROPOSITIVO SINTOMÁTICO O ASINTOMÁTICO, es decir, por abajo o por arriba del umbral clínico.

 

> Recuerde que en VIH no existen portadores sino INFECTADOS EN EVOLUCIÓN.

 

> Lo cual nos lleva a concluir que ante todo PACIENTE CON INFECCION VIH se requiere una atención continua y adecuada que permita oportunamente iniciar el tratamiento requerido, única opción actual para evitar que el paciente llegue al SIDA y tenga mayor probabilidad de fallecer.

 

> Finalmente, desde 1981 a la fecha muchos avances se han logrado , tantos que hoy el SIDA resulta un estadío clínico REVERSIBLE, pero no por ello solucionable en el 100% de casos.

 

Dra. Ma. de la Paz Mireles VieyraDirectora Asistencial PROFIN VIH A.C.

 

> Referencias:

 

1 No se conoce con seguridad el origen de la palabra latina serum; algunos autores opinan que procedería del término griego oros. Virgilio, Ovidio y Albio, escritores latinos, utilizaron el vocablo serum para referirse a la parte acuosa que queda de la leche después de haberse preparado el queso; pero otros autores generalizaron su uso para indicar las partes acuosas de otras substancias y materiales, como las resinas (Plinio el joven), el semen (Catón), etc. Ver la obra A Latin Dictionary de Lewis y Short, Clarendon Press, 1975.

 

2 Walton, J. et al. The Oxford Companion to Medicine. Oxford University Press, Oxford, 1987.

 

3 Tal vez porque se piensa en la palabra CERO POSITIVO, en términos de un grupo sanguíneo (O+ ) , y no en la palabra SEROPOSITIVO.

 

4 Mireles, M. La Plaga del Siglo: Infección por VIH. Un enfoque diferente. México, 1992.

AVISO DE PRIVACIDAD

 

Atendiendo  lo establecido en la Ley de Protección de Datos Personales  la Asociación  PROFIN VIH  A.C. hace del conocimiento de sus lectores que todos los datos publicados en esta página Web en ningún momento afectan la privacidad  de ninguna persona en contacto con la Asociación  PROFIN VIH, dado que únicamente se publican las conclusiones emanadas de las investigaciones, estudios y análisis surgidos a nivel poblacional o colectivo  para beneficio de otras muchas personas . Cualquier cita de algún caso se realiza tomando en cuenta solo los datos sobresalientes, sin personalizar y con el único fin de que, empleando datos reales, se llegue a conclusiones generales. En PROFIN VIH A.C. Los datos de cada persona son estrictamente confidenciales y nadie ajeno a PROFIN VIH  - a reserva que el propio titular lo autorice por escrito y con base  en la normatividad establecida por el IFAI  -  tiene posibilidad de consultar ningún documento relacionado con la salud o cualquier patología de la persona atendida. 

 Se publica este aviso de acuerdo a lo establecido por el IFAI en lo referente a “Aviso de Privacidad” para cualquier empresa, institución o publicación. 2018.

 

Teléfonos 55 55276205 / 55 53993671   email: profinvih@prodigy.net.mx